Datos personales

Mi foto

Hola, me llamo Lydia y soy de Madrid, si queréis hacer un regalo original, no dudéis en poneros en contacto conmigo, todas la galletas, tartas, y cupcakes son personalizadas con el motivo que queráis, solo tenéis que avisarme con unos días de antelación para poder hacerlo todo bien. Podéis escribirme a misrecetasmasdulces@gmail.com o en mi página de facebook con el mismo nombre. También puedes aprender a hacerlo tú mismo en mi taller de decoración de repostería

.

”twitter” ”facebook” ”pinterest” ”flickr” ”email” ”instagram”

jueves, 28 de enero de 2016

GALLETAS TRASFER SAN VALENTÍN (RESULTADO)

En el último post os enseñé a reparar nuestros delicados transfer en caso de roturas, una vez que tenemos nuestros muñequitos secos y los hemos reparado sobre la galleta, llega el momento de pintarlas




Ya hemos pegado los transfers, los hemos reparado, se han secado perfectamente, ya podemos manipularlos sin miedo

Es hora de darles vida a las galletas amorosas

Empezamos por nuestro osito con su pijama  tan grande que  le cuelgan las mangas

¿No os parece súper dulce?



Nuestro conejito friolero, con su jersey de punto lleno de corazones 



Y por último un payaso de lo más romántico 





Me lo he pasado pipa haciendo estas amorosas galletas. ¿Alguna será de las que viajará a Méjico?
Seguramente que alguna de ellas será de las elegidas para nuestro próximo curso mejicano





Si queréis aprender a hacer estas galletas con estas técnicas y mucho más nos vemos en junio 


Nos veremos en Guadalajara, Puebla y DF. En fechas desde el 25 de junio ¡¡Qué ganitas!!



Si os queréis informar sobre los cursos que impartiré este año podéis escribirme a



Un besazo enorme para todos



martes, 19 de enero de 2016

COMO ARREGLAR UN TRANSFER




¡¡¡Como nos gusta esta técnica!!!

¡¡¡Qué bien nos viene preparar nuestros transfer y posteriormente hacer las galletas!!!!
Ya los tenemos preparados, secos listos para traspasar a nuestras galletas, y de repente...





Lo separamos del acetato y ...
OHHHHH my goddddd!!!!








¡¡¡¡¡Se me han roto dos al manipularlos!!!!



Los he despegado con cuidado, por que???? buaaaaaaaaa



Buenoooooo, que no cunda el pánico, todo tiene arreglo y esto se arregla fácilmente  
¿Qué cómo?

Está "chupao"  (siempre y cuando no se hayan hecho mil pedazos, si no es mejor que empecéis de nuevo)




Necesitamos glasa de consistencia bastante líquida, como veis en la foto, una vez que pasamos un pincel por el centro de la glasa en cero coma se vuelve a su sitio sin dejar rastro





Colocamos nuestros transfer sobre las galletas, pegamos la parte más grande con glasa de consistencia media, como siempre, esperamos un ratito pero antes de que seque damos glasa en las partes rotas y las colocamos bien ajustadas en la parte grande





Damos glasa en los cantos del transfer y pegamos bien el otro trozo, en este caso las orejas del conejo 


 Con el pincel, untamos glasa sobre las dos partes rotas del conejo (cabeza y oreja), retiramos toda la glasa sobrante con el pincel, lo limpiamos y con el pincel un poco húmedo igualamos la glasa que haya quedado por encima del transfer 




Lo dejamos todo lo liso posible, en este caso como luego le di un efecto pelo al conejo no se notaron los empalmes





En el payasete se notó un pelín más, pero una vez pintado quedó bastante apartente





En el próximo post veréis el resultado final, con las galletas pintadas y arregladas del todo 

Espero que os haya resultado de ayuda. ¿Me lo comentáis? ¿Me decís si os ha pasado alguna vez?


Un besazo  grande








domingo, 17 de enero de 2016

GALLETAS TRANSFER NIÑOS Y EFECTO TELA RÚSTICA


Ya se acabó otro año, se acabaros las fiestas, las compras desproporcionadas, los dulces a todas horas, el roscón, el champán y demás excesos que tan bien hemos aprovechado estas Navidades. Pero no,  no,  no, ... el galletear no se acaba, es más, tenemos que empezar con nuevas galletas, practicar nuevas cosas para llevarlo todo a la práctica.


De momento seguimos con las galletas transfer que dan mucho juego



Esto de las galletas transfer es un invento, sobre todo cuando no has tenido tiempo de hacer las galletas y tienes que decorar rápidamente. Puedes preparar tus transfers y una vez que los tengas secos puedes hornear tus galletas y colocarlos sobre ellas



Esta técnica es más antigua  que el hilo negro, pero las vamos actualizando con esto de los relieves y los volúmenes
Además es perfecta cuando tengáis que glasear algo difícil y no tengáis manera de calcarlo a la galleta.

Acordaros siempre de untar el acetato con algo de grasa, mantequilla,crisko...algo que haga que se despegue fácilmente una vez que esté seco

Tienes que tener cuidado cuando los manipules, ya que son frágiles y se te pueden romper, de hecho a mi se me han roto un par de ellos en las  últimas galletas y os explicaré de qué manera se pueden arreglar





Una vez seco y con mucho cuidado lo traspasáis a la galleta echando en el transfer
 glasa de consistencia media y lo pegáis con cuidado




En esta ocasión los he pegado a la parte de detrás de las galletas


En estas he tenido suerte, y a pesar de tener partes muy frágiles y pequeñas han llegado a buen término y son unas de las galletas que más me han gustado.

Las acabé en diciembre, pero aquí serán las primeras del año

Como podéis ver tienen mucho volumen, a muchas partes del muñeco le puse una capa doble de glaseado que os explicaré también en otro post y que le da mucho más relieve y dimensión al dibujo.

Quiero seguir practicando hasta conseguir un relieve grande grande ;)

Otra de las cosas que ando haciendo últimamente es darle la vuelta a las galletas, ya que la textura que le queda con los tapetes microperforados es estupenda


Si hacéis una galleta con transfer a la que no glaseáis, podéis decantaros por pintar solo el sombreado de los dibujos o pintar la galleta del revés y dando unos toques de pintura en varios sentidos lograréis un efecto de tela que todos quedarán alucinados

Yo ya no recuerdo a quien le vi por primera vez las galletas decoradas del revés, pero después de unos cuantos intentos de decorar este fondo,éste último es el que más me ha gustado

Para ello solo tenéis que pintar la galleta con pintura en polvo marrón  claro diluida en alcohol, incluso en gel, lo que pasa es que yo en gel no he probado, así que no os puedo decir como queda.
Una vez que que la primera capa se seca tenéis que coger un pincel del número 3 y mojarlo en pintura blanca, esta si que tiene que ser en polvo diluida en vodka, la blanca en gel no vale para casi nada.



Con el pincel vais dando pinceladas en horizontal, muchas, y una vez seco las dais en vertical.


Una vez seco, tenéis que trazar alguna linea más con pintura marrón oscura. el efecto quedará como de tela de arpillera,como de saco.
A mi me ha encantado como ha quedado





Esta técnica la podéis usar con cualquier color, siempre tenéis que tener en cuenta el fondo, que deberá ser más oscuro que las rayas que le pongáis para dar ese efecto de tela


Este efecto lo podéis dar antes o después de pegar el transfer. Yo he hecho después de pegarlo, ya que si al pintar, te pasas con el trazo a la galleta, pues luego lo puedes disimular con el fondo de la misma, además como hay que rellenar los huecos entre la galleta y el transfer, puedes estropear la pintura con el pincel mojado

Nada, definitivamente, primero pegamos, luego decoramos el fondo jajjajaj





Esta galleta la decoré del derecho, como tenía algún que otro poro me gustó para darte un efecto de piedra, simplemente mezclé varios tonos de marrón, terracota y amarillo para conseguir este efecto


Al final m e quedaron unos nenes de lo más bonito

Serán quizás estas galletas algunas de las que viajen a México en mis nuevos cursos del 2016




Este nene es uno de los favoritos




Y el vaquerito también, así que serán unas de las que seguramente incluya en los cursos





Espero que os haya gustado, y ya sabéis, si estáis interesados en los cursos de México os cuento:

Estáre a finales de junio del 2016 visitando

Guadalajara 25 y 26 de junio
Puebla de Zaragoza el 29 de junio
Mexico Df el 2 y 3 de julio

Cualquier información podéis escribirme a   misrecetasmasdulces@gmail.com


Espero veros y disfrutar tanto como el año pasado

Muchos besos a todos





miércoles, 6 de enero de 2016

GALLETAS DE BUTTERCREAM DE TURRÓN (APROVECHANDO LOS RESTOS)

¿Cuantas veces hemos hecho una tarta o unos cupcakes que hemos decorado con buttercream de algún sabor y nos ha quedado un buen puñado en la nevera?

Yo muchas, y me digo; "Bueno, algo haré con esto"  y al final termina en la basura porque se termina poniendo la mantequilla rancia y no has hecho nada con ella

Pues de ahí mi idea, no sé si se le habrá ocurrido a alguien, pero el tema es que ayer al abrir la nevera y  al ver un tupper con buttercream de delicioso turrón me dije;
"A ver, ¿de qué están hechas las galletas? De harina, azúcar y mantequilla.   Pues el azúcar y la mantequilla lo tengo ya preparado, así que voy a hacer un experimento

Y el experimento ha salido bien, por lo menos con este buttercream que tenía, así que os cuento como las he hecho. Además quedan perfectas para decorar, aunque se pueden hacer para comer tal cual, que yo ya me he comido una y estaba buena. Quedan esponjosas, pero crujientes y duritas para poder hacer galletas y que no se te rompan al manipularlas. 

Así que chicas, a aprovechar vuestros restos de buttercream y a hacer galletas, además os saldrán con el sabor del buttercream que tengáis 

INGREDIENTES



350 g de buttercream preparado ( de ese que tengáis que os ha sobrado de algún postre)
410 g de harina de trigo
un huevo y una clara
una cucharadita de esencia de mantequilla
unas gotas de esencia del sabor del buttercream ( opcional)


Y eso es todo ahora la preparación que es lo mismo que en las galletas de mantequilla

Primero sacamos unos 15 minutos antes el buttercream para que no esté demasiado duro, lo pasamos a la amasadora y lo volvemos a batir hasta que quede cremoso. Paramos la máquina y bajamos los restos de las paredes del bol. 
Añadimos el huevo junto con la clara batido poco a poco, hasta que esté bien mezclado, y por último las esencias. 

Como el buttercream que tenía era de turrón he echado unas gotas de esencia concentrada de turrón, para que le de más sabor todavía

Una vez que tenemos todo bien mezclado echamos la harina y mezclamos a velocidad lenta hasta que tengamos una bola y notemos que se despega del recipiente

Recordad que os tiene que quedar una masa elástica, que no se pegue en las manos pero que no se agriete. Si se os agrieta la masa os saldrán las galletas como pastas,estarán ricas, pero se os desharán, y si la masa está muy líquida os pasará que os quedarán blandas, así que la textura justa





Tienen que quedar crujientes, a la vez esponjosas y resistentes

Una vez que tengáis la masa  preparada, la sacáis del vaso batidor y la termináis de amasar a mano, así notáis si la textura es la justa. Podéis añadir algo más de harina si la notáis muy líquida o añadirle un poco de miel si está muy granulosa. Pero a mi con estas medidas me han quedado perfectas

Como siempre, una vez que ya está bien amasada, pero no en exceso para que no coja aire, la alisáis entre dos papeles de horno y a la nevera, mínimo dos horas


Ya solo queda cortar y hornear durante unos 15 minutos (depende de lo grandes que sean)

Cuando ya tengáis todas las galletas horneadas, para que el resultado sea mejor, las metéis de nuevo en el horno apagado pero algo caliente durante un cuarto de hora más

Saldrán crujientes y buenísimas



Espero que os haya gustado,y aprovechéis mucho vuestros restos